El periodismo de investigación destapa los papeles de Panamá

El Confidencial - Jefes de Estado_opt (3)

Jefes de Estado, primeros ministros y presidentes del gobierno en los papeles de Panamá. Gráfico: El Confidencial

Por Nicolás Ribas (@nicolasribas_)

El pasado domingo 3 de abril tuvo lugar la mayor filtración de documentos de la historia, conocida como “los papeles de Panamá”. Esta filtración, difundida en España por el periódico El Confidencial y la cadena televisiva La Sexta, revela la existencia de más de 11.5 millones de documentos que exponen la actividad de miles personas que ocultan su patrimonio en sociedades situadas en paraísos fiscales.

Estos documentos, hasta el pasado domingo secretos, salen del despacho de abogados panameño Mossack Fonseca y han tenido acceso a ellos el periódico alemán Süddeutsche Zeitung y el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ). Esta filtración es fruto del trabajo de investigación de un año realizado por un equipo de 370 periodistas y 107 medios de comunicación de 76 países, que se han coordinado para emprender la búsqueda de los documentos que destapan la trama.

140 políticos y funcionarios de todo el mundo, entre ellos doce antiguos y actuales jefes de Estado (Vladímir Putin, presidente ruso; Petró Poroshenko, presidente ucraniano; Mauricio Macri, presidente argentino; los primeros ministros de Islandia y Pakistán, el rey de Arabia Saudí…) estarían presuntamente vinculados a sociedades offshore en 21 paraísos fiscales. 14.000 clientes habrían usado la firma de Mossack Fonseca y un total de 214.488 sociedades surgieron supuestamente de esta trama.

Mossack Fonseca y la importancia de la filtración

Mossack Fonseca es un bufete de abogados con sede en Panamá. Una de las actividades a las que se dedica esta firma es proporcionar a sus clientes sociedades “offshore”. Una sociedad “offshore” es cualquier sociedad creada según la legislación de un estado extranjero y cuya actividad se lleva a cabo fuera del sistema jurídico en la que la sociedad está registrada. Este bufete tiene sedes en 35 países de todo el globo y lógicamente la revelación de sus documentos internos tiene una importancia trascendental.

El Confidencial_opt

Información y gráfico publicado originalmente en El Confidencial.

Es trascendental porque nos permite explorar las cloacas del sistema financiero mundial, los vacíos y agujeros opacos que permiten el fraude y la delincuencia fiscal a través de este gran movimiento de flujo de capitales, es decir, la pista del recorrido del dinero cuyo origen se pierde en toda esta maraña de sociedades pantalla y empresas fantasma.

Resumen y contexto

El resumen de todo este asunto es que existe un pequeño pero muy influyente segmento de la población, habitualmente con importantes cargos en el mundo político, económico y empresarial, que tiene un poder adquisitivo muy superior al de cualquier ciudadano medio y que, debido a su enorme flujo de capitales y a veces también por su posición influyente, practica la evasión de impuestos a través de estos paraísos fiscales.

¿Es ilegal operar en paraísos fiscales?

No lo es. Poseer sociedades y empresas cuya residencia está en paraísos fiscales es legal. Es importante aclarar este tema debido al enorme grado de confusión y bombardeo de información constante y poco esclarecedora al que estamos expuestos como ciudadanos.

No es ilegal fundar una sociedad en Panamá o en cualquier otro territorio, siempre y cuando esté declarada. Pagan sus impuestos según la fiscalidad del país. No es ilegal porque vivimos en un mundo con un mercado y una economía globalizada que permite este tipo de prácticas. El problema viene cuando se utilizan sociedades cuyo origen reside en países con una legislación muy laxa y propicia para ocultar dinero obtenido ilegalmente o no declarado al fisco y no pagar impuestos acordes a los intereses que se obtienen, ni tampoco por el patrimonio que mueven.

Lo que sí es ilegal, y por tanto delito, es ocultar al verdadero titular de esas sociedades, a través de entramados societarios y sociedades pantalla. También constituye delito que los gobiernos sean cómplices cuando no se produce el intercambio de información que tiene que ocurrir entre los diferentes países para evitar esta clase de prácticas delictivas.

La amnistía fiscal de Montoro premia a los defraudadores

La mayoría de los españoles que aparecen en los papeles de Panamá se acogieron a la amnistía fiscal, promulgada en 2012 por el Partido Popular, motivo por el cual no sufrirán consecuencias.

Esta amnistía fiscal básicamente permitió regularizar el dinero negro, ya estuviera su origen en España u oculto en paraísos fiscales, simplemente pagando un 10% del patrimonio defraudado. Se cree que en realidad la cifra gira en torno a un 3%, ya que las ganancias anteriores a 2008 se consideraron prescritas, con lo cual el coste real fue muy  inferior. Esto permitía a todos aquellos que se acogieron a esta regulación no ser acusados de delito fiscal, ni investigados por la Agencia Tributaria en busca de actividades irregulares respecto a sus obligaciones fiscales. Así lo reconoció el pasado jueves el ministro de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro.

La aministía fiscal impulsada por Cristóbal Montoro y el Gobierno del PP permitió regularizar el dinero negro pagando menos del 10% del patrimonio defraudado.

Nombres y apellidos españoles

La Infanta Pilar de Borbón, Leo Messi (argentino nacionalizado español), Ignacio González, Lourdes Cavero, Demetrio Carceller, Enrique Cerezo, Pedro Almodóvar, Oleguer Pujol, Álex Crivillé, familia Domecq, Jesús Escudero… la lista es muy larga y es que al menos 1.200 sociedades, 558 accionistas, 166 clientes intermediarios y 89 beneficiarios con dirección postal española aparecen en los documentos secretos de Mossack Fonseca.

Mientras que Celia Villalobos, actual vicepresidenta del Congreso de los Diputados, mostraba hace unos meses su preocupación por la higiene personal de algunos de los nuevos diputados de las Cortes, las preocupaciones de los españoles tienen más que ver con la poca o nula higiene de unas instituciones manchadas por la corrupción y el fraude, o al menos así se desprende del último estudio publicado por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) en el pasado mes de marzo. Paro (77.1%), corrupción y fraude (44%), problemas de índole económica (25.6%) y los propios políticos y partidos (24.4%) son señalados por los españoles como los principales problemas existentes en el país. Un problema que ya no es consecuencia de hechos aislados, sino que ha infectado a toda la estructura del sistema: partidos políticos, bancos, grandes empresas, sindicatos…

Uno de los nombres propios de los papeles de Panamá y que no llama la atención, es el de Pilar de Borbón, hermana de Juan Carlos I. Pilar de Borbón, que ha admitido ser titular de una sociedad que opera en Panamá, declaró recientemente que nunca incumplió ninguna obligación fiscal con la Hacienda española. La culpa, cuando no de Venezuela, de ETA. “Mi marido se planteó en agosto de 1974 iniciar actividades profesionales alejadas de España a raíz del frustrado intento de la banda terrorista ETA de secuestro simultáneo suyo y de mi padre”, recoge el periódico ABC en declaraciones del pasado miércoles. Porque eso es lo que hace el común de los españoles. Crear y mantener durante 40 años sociedades opacas en Panamá si son amenazados por un grupo terrorista (la empresa se cerró en junio de 2014, cinco días después de la proclamación de Felipe VI), gastar cantidades insultantes de dinero con tarjetas opacas (las famosas tarjetas black) o vivir a cuerpo de rey entre marisco y caviar.

Análisis y consecuencias para el conjunto de los españoles

Las consecuencias de este tipo de actividades para los ciudadanos son muy serias, porque la fiscalidad representa el pilar central del mecanismo de la redistribución de la riqueza. En otras palabras, las consecuencias del fraude fiscal repercuten directamente en la calidad de la educación, de la sanidad, del sistema de pensiones y del gasto público y social (buenas infraestructuras, buen sistema de transporte público, buen programa de becas…). La economía de libre mercado dificulta que haya un control más eficiente sobre este tipo de prácticas y la doble moral de los dirigentes, en este sentido, es manifiesta, y es que resulta bastante complicado parar el fraude fiscal cuando son nuestros propios dirigentes los que forman parte de la trama, ya sea de forma directa o indirecta, mediante la promulgación de leyes amables hacia los defraudadores, etc.

Es precisamente esta arrogancia la que provoca no solo un hartazgo generalizado de la opinión pública, sino que sean los propios ciudadanos los que busquen una manera diferente de influir en la política: creando nuevos partidos políticos, organizaciones, movimientos sociales, mediante la acción directa…

Rato_opt (1)

La fiscalía pide cárcel para Rodrigo Rato y Miguel Blesa, expresidentes de Caja Madrid (ahora Bankia). El segundo también aparece en los papeles de Panamá. Ilustración: Verónica Living (@cardiodrama)

Una de estas plataformas es 15MpaRato (@15MpaRato), una acusación ciudadana que abrió e impulsó el “caso Bankia” en la Audiencia Nacional, destapando la presunta estafa de la salida a Bolsa, las preferentes y las tarjetas black.

La Fiscalía pide cuatro años y medio de cárcel para Rodrigo Rato, expresidente de Caja Madrid y Bankia, y seis años para Miguel Blesa, expresidente de Caja Madrid antes de que Rato llegara a dirigir la entidad bancaria, por el caso de corrupción vinculado a las tarjetas black. Además exige una indemnización a Bankia de 2.6 millones para Rato y 9.3 para Blesa. Éste último también aparece en los papeles de Panamá, y presuntamente habría tenido el control de una sociedad creada en un paraíso fiscal por el ya famoso bufete panameño.

Digamos las cosas claras de una vez. Los individuos y entidades que se dedican a este tipo de actividades son lo más parecido a una mafia que hay. Tal vez no asesinen directamente a golpe de pistola y con toda una multitud como testigo, pero sus prácticas conducen indirectamente a la muerte. Suicidios por desahucio, paro y recortes en gasto público y social: dependencia, educación, sanidad, pensiones…

En España estamos acostumbrados y la lista es kilométrica. Urdangarín, Bárcenas, Botín, Arias Cañete, clubes de fútbol como la Real Sociedad, la familia Thyssen-Bornemisza e incluso Pilar de Borbón, la compi tía de Felipe VI, rey de España. Como reyes nuestros que son nos deben una explicación, pero no nos la van a dar porque saben que la justicia no es igual para todos, que ésta solo es implacable y eficaz para aquellos que no tenemos tarjetas black, grandes patrimonios ni sociedades en Panamá a través de empresas como la de Mossack Fonseca. Ellos están por encima de la ley, se la saltan cuando quieren y no creen que deban pringarse con la suciedad que las multitudes pisan, ni rebajarse a nuestras mierdas, en palabras de la compi yogui doña Letizia o “condesa del terror”, como la llama la prensa alemana. La doble moral consiste en el lema “Hacienda somos todos”, mientras la abogada del Estado defiende que eso solo es publicidad. Periodistas valientes han abierto las cloacas del fraude fiscal y algo huele a podrido en Panamá.

Anuncios

Un comentario en “El periodismo de investigación destapa los papeles de Panamá

  1. Pingback: Iglesias, Escolar y el Darth Vader de los medios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s