¿Lo último que se pierde es la Esperanza?

LA PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD DE MADRID ESPERANZA AGUIRRE DURANTE EL CONGRESO DE LOS CONSERVADORES DE INGLATERRA 2007 Kirsty Wigglesworth / AP Photo / © RADIALPRESS 02/10/2007 BLACKPOOL *** Local Caption *** Spain's Esperanza Aguirre, President of Madrid Region attends the third day of the Conservative Party conference where she delivered a speech in Blackpool, England. Tuesday, Oct. 2, 2007.(AP Photo/Kirsty Wigglesworth)© RADIAL PRESS

Esperanza Aguirre. Foto: GTRES

Por Carmen Sánchez (@edhelgrim)

Esperanza Aguirre anunciaba este mediodía, en una rueda de prensa improvisada en Génova, su dimisión como Presidenta del Partido Popular madrileño después del registro en la sede del partido esta semana. La “lideresa” ha admitido la parte de la responsabilidad que le toca dentro de la corrupción del PP que a diario asalta informativos y copa titulares.

Sin embargo, no es la primera vez que Esperanza se retira de esta “primera línea” de la política y, por supuesto, esta vez no va a ser menos. Aunque deja su cargo como Presidenta del PP, seguirá siendo la portavoz del partido en el Ayuntamiento (además de aforada). Me voy, pero me quedo. Es algo en lo que Aguirre es experta. En 2012, la que fuese Presidenta de la Comunidad de Madrid ya anunció su dimisión, aunque esta vez por motivos de salud y otros personales. Se libró así de una posible salpicadura, además, en el destape del Caso Bárcenas.

Desde su “retirada de la primera línea política”, Esperanza Aguirre no dejó de dar de qué hablar. En abril de 2014 protagonizó uno de los escándalos más sonados tras aparcar irregularmente en un carril bus de Gran Vía, multa, derribo de una moto de un agente, huida y persecución incluidas. Un año después, Mariano Rajoy propuso a Aguirre como candidata del PP a la alcaldía, lo que hizo que la ahora ex presidenta del partido volviese con fuerzas renovadas.

El batacazo volvió tras las elecciones del 24 de mayo, cuando el PP quedó en la oposición y no en el gobierno de la capital y Aguirre estuvo de nuevo en el punto de mira en su intento de que Manuela Carmena no ocupase la alcaldía, ofreciendo pactos a todos los demás partidos.

La dimisión actual ha venido propiciada, además de por el registro, por el hecho de que Francisco Granados, al que ella propuso como Secretario General del Partido, continúe en la cárcel envuelto en varios casos de corrupción, pese a que fue ella quien “destapó la trama Gürtel”.

Incongruencias como estas son continuas en el discurso de Aguirre, partiendo desde las discusiones continuas con Juan Carlos Monedero hasta las declaraciones en que aseguraba que España no estuvo involucrada en la guerra de Irak.

Lo cierto, es que este hecho llega en uno de los momentos más críticos para el Partido Popular, justo tras la imputación de los populares valencianos en la Operación Taula y cuando el PP cada vez se ve más salpicado de corrupción. ¿Estamos hablando de una nueva estrategia para desenvolverse de los aspectos más oscuros del Partido Popular? ¿Saldrá de nuevo airosa, pese a todo, o podremos dejar de decir que la Esperanza es lo último que se pierde?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s